Nicolás Ramírez e Ignacio Tapia, una dupla de centrales atrevida

Dos de los pilares de la campaña de Huachipato en Copa Sudamericana están en...

May 10, 2021

Dos de los pilares de la campaña de Huachipato en Copa Sudamericana están en su defensa. La dupla de centrales conformada por Nicolás Ramírez (1997) e Ignacio Tapia (1999) no solo brilla por su juventud, sino que también por su atrevimiento y por cómo se complementan dentro del terreno de juego. Juan José Luvera, entrenador de los “acereros”, cuenta en ellos con dos defensores que solo han permitido encajar pocos goles en contra en el torneo continental.

Huachipato se ha caracterizado con Luvera por ser un equipo que defiende alto. En ese aspecto, ha sido fundamental el trabajo de Ramírez y Tapia. En primer lugar, ambos se han acostumbrado a defender con muchos metros por recorrer a sus espaldas, en donde deben abarcar mucho terreno tanto hacia atrás como hacia las bandas. Ahí, han destacado por su atrevimiento y agresividad para achicar espacios hacia adelante, en parte porque se han complementado muy bien. Usualmente es Nicolás Ramírez quien salta al anticipo –al hombre con la posesión–, mientras que Tapia se encarga de la corrección y de las vigilancias, aunque puede ocurrir en viceversa.

Ambos destacan por su fuerte presencia como defensores. Tanto Ramírez como Tapia han trabajado su tren superior, imponiéndose muchas veces en el choque con los delanteros rivales. Hacen muy buen uso de sus brazos y hombros para ganar la posesión del balón u obligar a su rival a arriegar o retroceder al evitar que giren. Tanto el ex Universidad de Chile como el canterano de Huachipato tienen buen juego aéreo, merced a su altura (1.83 Ramírez y 1.86 Tapia), pero también a su buen rechace.

Además, la dupla Ramírez-Tapia es clave en la iniciación de juego de Huachipato. Ambos tienden a conducir en la primera fase del juego y ofrecerse siempre como opción de pase tanto para el arquero Gabriel Castellón, como para el pivote central Claudio Sepúlveda. Ignacio Tapia sobre ha mejorado su salida de balón y su primer pase, tanto en corto como en largo.

Precisamente en esta acción, los balones en largo, ambos jugadores han cobrado importancia para el equipo de Luvera. Ramírez y Tapia se han vuelto una pareja de centrales confiables y dúctiles a la hora de activar zonas lejanas con pases en profundidad. El primero de ambos (Nicolás Ramírez) logra destacar por su diversidad de envíos, atacando diversas alturas y llegando a destacar al relacionarse con lejanos por su golpeo.

El buen presente de Huachipato en la temporada 2021 tiene directa relación con el rendimiento que ha mostrado su dupla de defensores centrales. Atrevidos y agresivos en la marca, seguros e inteligentes en salida de balón, Ramírez y Tapia han conformado una pareja de zagueros que se complementa en el terreno de juego.

Nicolás Ramírez e Ignacio Tapia, una dupla de centrales atrevida

Psico-coaching aplicado al Fútbol

Dictado por: Wellness Performance
Calendar
1 de marzo
Ver curso
Thank you! Your submission has been received!
Oops! Something went wrong while submitting the form.
© 2018 Copyright. La Pizarra del DT, LLC. All Rights Reserved. - Política de Privacidad -