Publicada el 12/08/2019

El fútbol sudamericano es un terreno para que deslumbre cualquier jugador, tanto como jóvenes promesas como también jugadores experimentados que han tenido mucho recorrido en este maravilloso deporte y están a punto de ponerle fin a una carrera. Vágner Love es uno de esos nombres que pueden venir a la cabeza, el cual está dejando en evidencia que la edad es solo un número, ya que sigue jugando en un gran nivel y tiene un gran presente futbolístico, siendo una pieza importante en un Corinthians que lucha por llevarse la Conmebol Sudamericana y hacer un buen papel en la Serie A de Brasil.

Dentro del contexto de Corinthians, es una pieza que parte como única punta en un 4-3-3. Siendo un jugador que baja constantemente a recibir el balón de los pases que buscan romper líneas de sus defensas centrales. Además, también es el receptor más habitual que busca su arquero o cualquier compañero que haga un envío largo.

La experiencia del delantero brasileño se nota en cada acción que ejecuta. Sabe cómo actuar de espalda al arco, donde tiene que marcar diferencias, ejecutando descargas a los compañeros que vienen de frente y más cómodos para recibir. Asimismo, también entiende en los momentos que puede girar, desplazando la acción hacia el lado donde no siente la carga defensiva del rival. Cuando está de espaldas abre los brazos y posterior a eso se retrasa unos metros en el campo para luego girar y seguir continuando la jugada.