Publicada el 11/01/2019

ACTUALIDAD

La selección paraguaya Sub-20 va a estar en el grupo B del Sudamericano Chile 2019, donde va a enfrentar a Argentina, Ecuador, Perú y Uruguay. Su debut va a ser contra el seleccionado de Ecuador, en la ciudad de Talca, el 18 de enero.

Gustavo Morínigo es el estratega paraguayo en esta travesía. El ex futbolista profesional lleva desde el 2016 como coordinador de las categorías menores de la selección guaraní. En su trayectoria como director técnico ha dirigido a Nacional de Paraguay, Cerro Porteño y fue el técnico interino de dos partidos amistoso de la selección absoluta de Paraguay ante Estados Unidos y Japón.

Paraguay comenzó su última fase de preparación hace más de cuatro semanas. La concentración se realizó en el Centro Nacional de Alto Rendimiento de Ypané, la cual comenzó con treinta y tres (33) jugadores, pero diez (10) futbolistas fueron descartados.

Los trabajos durante la preparación se terminan basando en la búsqueda del juego asociado, con la intención de mantener la posesión del balón. Dándole importancia también a la presión alta al rival. Asimismo, el estratega busca que sea un equipo físicamente fuerte, agresivo y con mucha marca, ya que los jugadores guaraní tienen gran porte físico, de buena estatura para tener superioridad en la parte aérea.

Morínigo intenta atacar con varias piezas, teniendo un estilo de juego muy lateralizado. Su sistema de juego más constante es el 4-3-3, sobre todo al momento de atacar, ya que a la hora de defender, se repliega completamente en el mediocampo, haciendo que los extremos bajen a acompañar a los mediocampista y hacer una línea de cinco, quedando el ‘9’ como única punta (4-5-1).

JUGADORES CLAVES

Marcelino Ñamandú (Cerro Porteño, Paraguay/1999). Es un volante mixto, que debuta en el fútbol profesional el año pasado (2018). Es un jugador que suele tener mucho repliegue durante cualquier partido, ya que le gusta pisar ambas áreas. Siempre se encuentra en movimiento, por eso mismo trata de ser el eje central de su equipo, desmarcándose a cada rato y pidiendo de manera constante el balón. No se complica, hace lo más difícil del fútbol, jugar sencillo.

Antonio Galeano (São Paulo, Brasil/2000). Jugó el Sudamericano Sub-17 del 2017. Viene del proceso trabajado por el estratega Morínigo. Es un jugador desequilibrante, encarador y que siempre desborda. Tiene una técnica y velocidad, y además posee mucho carácter a la hora de jugar. Siempre está muy atento a los movimientos en el área para poder lanzar un centro.

Iván Franco (Libertad, Paraguay/2000). Jugador fijo en Libertad. Es un jugador distinto al resto y eso se nota cada vez que está en el campo. Suele rendir ya sea de mediapunta o como extremo. Tiene mucha técnica, visión de juego y además ayuda en defensa, tanto en la presión alta como cuando le toca jugar a la banda.