Entrevista exclusiva a Raúl Valdez



Raul valdez2


Por: Agustín Vigo (@agusvigo)

En mayo de este año, el club Sarmiento de Resistencia sorprendió al entorno futbolístico argentino al eliminar a Racing en la primera ronda de la Copa Argentina. Pero su hazaña no terminó allí, sino que, hace unas semanas, dejó en el camino a Unión de Santa Fe. El humilde equipo del Torneo Federal A sorprendió a todos con su excelente nivel. Y La Pizarra del DT consiguió conversar con Raúl Valdez, su director técnico.

Pregunta.- ¿Cómo fueron tus comienzos en el fútbol?

Respuesta.- Comencé mi carrera en las infantiles de Sarmiento tras ser seleccionado en los Torneos Evita y debuté a los 14 años en la primera del club. Tuve un paso por Chaco for Ever, hasta que ascendimos a Primera A en la temporada 1988/1989 y allí mismo terminé mi carrera. Yo provengo de una familia muy humilde, por lo que el club Sarmiento me financió mis estudios secundarios y terciarios hasta el día que me recibí de profesor de educación física.

P.- Apenas finalizaste tu carrera como futbolista comenzaste a dirigir…

R.- Una vez finalizada mi carrera me dediqué a coordinar las inferiores de Chaco for Ever y fui ayudante de campo de entrenadores como Rodolfo Motta, Pedro González y Ramón Delgado. Cuando el club descendió al Torneo Argentino fui el director técnico del equipo y también fui Secretario de Deportes de la provincia de Chaco durante 12 años. Luego dirigí al club de la Universidad del Nordeste hasta que llegamos disputar el antiguo Federal C, posteriormente llegó la propuesta de Sarmiento para que me incorpore como coordinador general de fútbol.

P.- ¿Cómo fueron los comienzos en Sarmiento como técnico?

R.- Establecimos un proyecto para profesionalizar el fútbol. Comenzamos a conformar una plantilla con el objetivo de lograr el equipo ideal dos o tres años después. Allí comencé a dirigir al equipo, con la idea de armar un equipo base con una idea futbolística y en dos años incorporar jugadores que nos permitan bajar el promedio de edad. Al tercer año deseábamos alcanzar los niveles más altos de rendimiento físico y futbolístico, sin la necesidad de salir al mercado a buscar jugadores para igualar las condiciones de otros equipos del Federal A o Nacional B.

P.- ¿Lograron todo esto finalmente?

R.- Estamos en eso, dentro de las posibilidades económicas que tenemos, estamos sorteando los obstáculos, pero siempre con una identidad futbolística y respetando eso. Este año tenemos la posibilidad de darle el ascenso al club y deseamos que así sea.

P.- ¿Qué importancia tiene que seas profesor de educación física además de entrenador?

R.- Además de ser profesor, tengo una formación complementaria relacionada con el coaching, al desarrollo personal y a la actividad de gestión pública y privada de equipos y organizaciones. Todo esto ayuda sustancialmente al momento de gestionar un equipo, de entender cómo se estructura la organización de un equipo, cómo se acomoda su desarrollo y, en especial, cómo, a partir de una base en valores, uno puede ayudar al desarrollo personal y colectivo. Nosotros hicimos un abordaje desde esa perspectiva, entendiendo que es muy complejo armar un equipo ideal en la tercera categoría del fútbol argentino, ya que en el mercado no están los jugadores que quisiéramos tener, por lo tanto tenemos que construir y eso demanda un tiempo que muchas veces los dirigentes, periodistas e hinchas no comprenden. Es allí cuando el resultadismo estropea las formas y las urgencias por ganar te llevan a gastar plata que con los años se hace imposible de pagar.

P.- ¿Cómo se hace para que esos tiempos no dilapiden los proyectos?

R.- Con una buena dirigencia como la de Sarmiento, que comprendió la situación que planteamos y nos ayudó con ciertos medios y recursos para que vayamos estructurando el camino.

P.- ¿Crees que el resultadismo fue el problema de la selección argentina en los últimos años?

R.- Hay muchas cosas que se deben recuperar, entre ellas que cada uno se ocupe de desarrollar su rol. Los jugadores no pueden gestionar el día a día de un entrenamiento ni una competencia y debemos tener una estructura de trabajo que establezca cómo se pretenden hacer las cosas con quiénes y cuáles serán los aportes al fútbol argentino.

Cuando hablamos de proyectos de selección hay que ir por partes, comenzar con el trabajo en conjunto con los clubes, para tener mejores jugadores, canchas, organización y no tener tantos cambios de técnico, jugadores y estructuras. Lo que sucede es que quienes toman la decisión de qué se va a hacer y con quiénes, no están preparados.

P.- ¿Cómo prepara Sarmiento un partido contra un equipo de Primera y contra uno del Federal A?

R.- No hay grandes diferencias, ya que contamos con la posibilidad de hacer un seguimiento de los equipos. Contamos con un software para evaluar el funcionamiento del rival y a partir de allí pensamos cómo nosotros, con nuestras ideas, podemos aprovechar sus debilidades, fortaleciendo las capacidades de nuestros jugadores. Y convencidos de que a pesar de haber dos categorías de por medio, podemos conseguir el resultado que buscamos.

Por ejemplo, sabíamos que Unión nos regalaba la salida, esperaba y atacaba rápido, entonces si nosotros nos equivocábamos por dentro, íbamos a pagarlo. Siempre analizamos cómo juegan los demás y a través de nuestro juego combinado y directo con variantes buscamos lastimar al rival.

P.- ¿Cuentan con un analista de videos?

R.- Contamos con una persona que se ocupa de ello, durante la semana estudia al rival y conocemos todos los movimientos de ellos.

P.- El próximo partido de Copa es ante Atlético Rafaela, ¿van a realizar un planteo distinto al que hicieron contra Unión?

R.- Nosotros tenemos un fixture complicado con muchos viajes y en el medio de todo ese trayecto tenemos el partido de Copa. Entonces, hay dos cuestiones por resolver, por un lado quiénes son los jugadores que van a participar y segundo que estamos recabando la información de Rafaela. En base a esas dos cosas, preparamos el partido. Nos interesa la instancia en que estamos, pero el objetivo que busca el club es el ascenso. Queremos ganar la Copa pero conocemos las limitaciones y no podemos escapar de eso.

P.- ¿Cómo convences a los jugadores de tu idea futbolística?

R.- Hablamos mucho sobre que el fútbol se parece a la vida misma. A veces un jugador cuando empieza el juego comete errores y debe enfrentar una lucha interior para sobreponerse y estar en partido. Entonces debemos construir una actitud fuerte, para que el individual se conecte con lo colectivo y si alguno se equivoca, esté el acompañamiento del compañero. Si no entendemos qué es la solidaridad, el esfuerzo, el sacrificio, no vamos a lograr una actitud positiva. Por lo tanto, hablamos mucho con ellos, tenemos un psicólogo deportivo que nos asiste y ayuda a hacernos entender que el árbitro se puede equivocar y ese es un problema suyo, nosotros tenemos que centrarnos en resolver nuestra situación. Esto no es sencillo, por lo que también a veces contamos con un coach que trabaja en aspectos personales para contener al grupo.

P.- ¿Se trata de ayudarlos en su vida personal aparte de hacerlo con su carrera?

R.- Tal cual, se trata de comprender que hay situaciones de alegría, tristezas pero el gran secreto es entender el valor que tiene el esfuerzo por conseguir las cosas. A veces se valora sólo al primero pero pasa muchas veces que quienes no pasaron por la derrota, por un traspié, perdieron la chance de mejorar aspectos y crecer. Hay que comprender que una persona evoluciona luego de un proceso.

Iso2azul 01

Cursos

Scouting
Iso2azul 01

Instagram

Ig lpdt

Comentarios:


Añadir Comentario:

  • Ingresar
  • Registrarse
  • Atrás