Andrés Durán (@DuranAndresE)
Las eliminatorias de CONCACAF no suelen ser muy vistosas a nivel mundial. Es evidente que los fanáticos del fútbol prefieren ver otras eliminatorias antes que decantarse por ver esta competencia. Sin embargo, esto no significa que el gran talento que tiene el centro y el norte de América sea malo, por el contrario, la mayoría de los países pertenecientes a este grupo tienen un crecimiento muy notable durante los últimos años. Estados Unidos y Panamá se destacan entre esas naciones con mayor exteriorización de jugadores importantes para el deporte más hermoso del mundo.

Estados Unidos goleó a uno de sus rivales directos en el camino a Rusia 2018. Los norteamericanos vencieron 4-0 a Panamá en la penúltima jornada de las eliminatorias. El seleccionado panameño no vio luz, luego de ser neutralizado por el equipo estadounidense con una superioridad futbolística importante. Puede que el buen crecimiento de su fútbol local haya traído a jugadores importantes para la selección. Hoy, el conjunto norteamericano se presenta como un equipo muy fuerte y competitivo.

Ahora bien, explicado el resultado y la abultada victoria de Estados Unidos se reúnen diferentes cuestionamientos. Si Panamá era uno de los rivales directos de Estados Unidos, ¿por qué sufrieron aquella goleada? Fácil, es fútbol y en este deporte todo puede pasar. Esto dirían muchos, sin ir más allá.  A continuación algunos apuntes en concreto sobre la victoria de Estados Unidos.

1) Los norteamericanos tenían claro que Panamá cuenta con dos muy buenos delanteros, Blas Perez y Gabriel Torres. Este último tiene una marca de 22 goles en el torneo venezolano.  En ese sentido, la defensa y el medio campo estadounidense lograron anular muy bien a estos dos atacantes.

2) Bradley es un jugador fundamental en Estados Unidos, entiende cómo debe pararse en el campo y distribuir el balón. Muy táctico y una pieza indiscutible en el sistema del director técnico, Bruce Arenay. Ojo porque puede ser un problema para los demás seleccionados de clasificarse al mundial.

3) Christian Pulisic es un jugador que ha dado mucho de qué hablar últimamente. El atacante del Borussia Dortmund, con tan solo 19 años, es considerado por muchos el mejor jugador estadounidense en la actualidad. Esto lo demostró anotando en una ocasión durante el partido y logrando una asistencia.

4) Bobby Wood también fue otro de los mejores de la cancha, convirtiendo en una ocasión y causando bastantes problemas a la defensa panameña con 8 duelos ganados por el atacante de la Bundesliga. Un trabajo táctico y físico importante.

5.  Jozy Altidore, por lejos, el mejor del partido. El jugador logró un doblete y una asistencia. El delantero del Toronto tiene unos muy buenos movimientos de espaldas al arco, es un “9” perfecto que le servirá muchísimo al equipo en el futuro. La experiencia ha generado en este jugador un crecimiento táctico y mental que será determinante para el conjunto estadounidense.

La selección estadounidense tiene muy buen futuro. El trabajo fusionado de la liga con el apoyo a las generaciones de relevo ha generado una esperanza en el país para posicionar, en un futuro, a los Estados Unidos como un posible candidato a lograr grandes resultados en el fútbol. Particularmente porque esta nación se ha caracterizado, a lo largo de su historia, por ser potencia en otros deportes. Sin embargo, muchos creen que está cerca de lograr cosas importantes en el fútbol. ¿Qué opinas?

Publicar un comentario