Jonathan Sánchez (@Jonathan_GSQ)


Como no hacer referencia y alegrarse por todo el éxito que últimamente le ha dado el fútbol femenino a nuestro país Venezuela, el fenómeno “Deyna Castellanos”, la creación de la Superliga femenina, el boom de las selecciones nacionales juveniles y muchas cosas más que se han venido desarrollando de a poco.

Sin embargo, no todo pinta del mismo color alegre para un lado del fútbol femenino. Hay que revisar la otra cara de la moneda en cuanto a torneos que se desarrollan en el país para poder dar el ritmo de juego a cada una de las integrantes. Como torneo, se desarrollo está la Liga Nacional de Fútbol Femenino, certamen que se realiza desde el 2004 en la nación y que quedó relegada en cuanto a atención desde el nacimiento de la Superliga Femenina profesional.

Aquí es donde entra todo lo referente a problemas. Al ser una liga de carácter amateur, no existen las mismas condiciones que le pueden ofrecer debidamente a jugador profesional. La organización del evento siempre la ha llevado la Federación Venezolana de fútbol, pero los equipos de una u otra forma siempre son arrollados por este ente.

El Torneo Apertura 2017 vio coronarse al Deportivo Lara, que dominó 5-0 en el global a la Academia Puerto Cabello. Esta temporada el sistema fue empleado de la siguiente manera: 5 grupos de 7 clubes y uno de 8 para un total de 36 equipos; clasificaron los 2 primeros de cada grupo, para totalizar 10. Se hacían unas primeras eliminatorias donde pasaban los 5 ganadores y el mejor perdedor; y posteriormente pasaban los 3 ganadores y el mejor perdedor; luego las semifinales y la gran final a ida y vuelta.



EL FORFEIT, TALÓN DE AQUILES DEL CAMPEONATO

Sería muy injusto no señalar la crisis social y económica que atraviesa Venezuela, tanto así que sus manchas han llenado el deporte criollo de muchos disgustos.

El caso del forfair se presentó en reiteradas oportunidades, haciendo perder encanto al torneo, a pesar de que muchos de los casos se produjeron debido a la responsabilidad de los clubes. En otras circunstancias influyó mucho la FVF, al no ofrecer la mejor organización para el desarrollo de la liga.

Relatando algunos casos, en una jornada de la primera vuelta, el club CFFF Máximo Viloria tenía que viajar a San Cristóbal para jugar contra el “Melba Jauregui FC’’ a mediados de abril. las larenses no pudieron trasladarse debido a temas de transporte y protestas en Barquisimeto, ante lo que la FVF dio “el visto bueno’’ sobre aplazarlo, pero luego el partido fue decretado como forfeit.

En otros hechos, Lanceras de Apure en la jornada 9 no pudo asistir a su partido contra FUCEVA Aragua debido que su camioneta se accidentó en plena vía.

Un aproximado de 40 forfeits se dieron en la fase eliminatoria, afortunadamente la fase de playoffs no se vio afectada por estos. ¿Motivos? Sobran, pero se extendería un ‘’largo rato más’’ el artículo.



EL CONSEJO DE HONOR

La Federación, como máximo rector ofreció debidamente un calendario, pero no colocaba exigencia mayor al Consejo de Honor, lo que dificultaba muchas veces la presentación de protestas, que en los casos de alineaciones indebidas en algunos compromisos. Un caso fue en el que la reprogramada jornada 1, el CD Paso Las Negras hizo alineación indebida ante el Real Deportivo Sucre, ambos de Cojedes, las sucrenses denunciaron ante el CDH, pero este nunca dio respuesta. Los clubes siempre se mantuvieron con disgusto ante esto, por lo que se espera que para el Torneo Clausura pongan más firmeza sobre este caso.

LOS MEDIOS Y LA DIFUSIÓN

Con el caso de que una “Liga Amateur’’, no se puede hablar mucho de ella ni encontrar información veraz a la brevedad posible. El periodista no tiene el rol de Jefe de Prensa en la mayoría de los clubes que conforman la Liga Nacional, por lo que la información muchas veces no se puede encontrar de una forma fácil, y aunado a eso no existe el apoyo de la FVF para lograr de que los medios se centren en el campeonato.

DE CARA A LOS SIGUIENTES TORNEOS

Los clubes se quieren blindar y organizar de mejor manera para el torneo clausura próximo a comenzar, entre alianzas para armar “trabucos’’ pueden dar un mejor espectáculo, quieren poner en la mesa de la FVF los problemas y plantear soluciones, como también exigir el respeto merecido. Aunque también algunos se darán a la baja y no se inscribirán, por la inseguridad que se siente al participar y no saber si se va a cumplir completamente.


Ahora el fútbol femenino es visto desde otro ángulo, con la naciente Superliga las jugadoras se ven beneficiadas en cuanto a contratos, difusión y apoyo de los medios, y participando en una liga que la mayoría de las participantes vienen de jugar el torneo amateur. El foco debe estar sobre ambos torneos, ya que los dos han sido la gran fuente del éxito del fútbol femenino en Venezuela.

Publicar un comentario