Por Tony González (@AGA26A) en Rectángulo Verde

¿QUIÉN ES?

Rodi David Ferreira nació en Concepción, Paraguay, el 29 de Mayo de 1998. Creció en una cultura futbolística, rodeado de su familia que lo apoyaba con sus metas que quería conseguir. Desde una corta edad comenzó a ser parte del Club Olimpia, en “El Decano” recorrió todas las categorías de las fuerzas básicas, hasta que por fin debutó como profesional en el 2015.

De momento, sus participaciones más destacadas las ha dado con la Selección Sub-17 de Paraguay, donde tuvo muy buenos partidos en el Campeonato Sudamericano y Mundial de la categoría, correspondientes al 2015. Su calidad futbolística no está siendo vista por pocos en su país, y es que poco a poco empieza a tener más minutos de juego con el Olimpia, donde se le cataloga como una de las promesas más emocionantes.



¿CÓMO JUEGA?

Se desempeña principalmente en la posición de lateral derecho. Sus principales características son: Velocidad, llegada, desmarque, técnica, agilidad, desequilibrio, regate, anticipación y lectura. Todas estas cualidades las utiliza para formar a un futbolista con mentalidad ofensiva, que tiene mucha presencia a la hora del ataque y es participativo al asociarse muy bien con sus compañeros con pases cortos mientras él corre.

Ferreira recorre muy bien su banda derecha, donde combina las cualidades antes mencionadas, principalmente la velocidad y el desequilibrio; además, algunas veces cumple como regateador para confundir al rival y librarse de él. Cuando el extremo de su equipo decide abrir el campo y jugar por fuera, Rodi pasa a jugar por dentro con movimientos que le permiten generar más peligro en el área cuando llega, convirtiéndolo en uno de los hombres que siempre deben de ser contenidos por el rival antes de cada juego.

Sin balón tampoco lo hace tan mal como se puede pensar, ya que a pesar de tener una idea totalitaria de ataque, anticipa y lee el juego del rival para quitarle la pelota a tiempo. Un defecto que tiene y que le pasa a muchos futbolistas como él es que se adelanta mucho y termina dejando un espacio desprotegido enorme atrás. A veces regresa a tiempo y recupera el balón con una entrada decente, pero este defecto ocurre en general, y él se ve afectado ya que no puede evitar la explosión del extremo rival.


Un lateral suele verse obligado a tirar centros cuando el recorrido termina en la línea de fondo, pero no todos los laterales cuentan con esta capacidad, como es el caso de Rodi Ferreira. Y pese a no ser apto, Rodi sigue tirando centros, algunos los falla, pero todo depende de la suerte, porque no se sabe en qué momento se puede mandar un centro de primera clase.

Junto a esto, pasa lo mismo con sus disparos. Es bastante raro que un lateral derecho dispare a portería para empezar, pero Ferreira tiene el mérito por intentarlo, y sí, ha logrado marcar goles, pero sí que son goles de suerte. Cuando dispara, regularmente arriesga de más y no se coloca bien, por lo que falla en la forma en la que dispara varias veces. Esto se resolverá con entrenamiento, por supuesto, al igual que todos los aspectos negativos mencionados.

Rodi Ferreira es un lateral derecho prometedor, con excelentes aspectos ofensivos, excelente técnica y agilidad, pero tiene que mejorar mucho sus aspectos defensivos y saber cubrir mejor los espacios, porque si logra hacer esto, será un lateral derecho completo digno del gran futuro que le esperará.

Publicar un comentario