Por: Carlos Tarache (@Carlostaracher)

A pesar de no formar parte de la primera línea de delanteros a nivel mundial, el talento de Salomón Rondón no pasa desapercibido a la hora de vestir la camiseta de su club y selección. La brillantez del juego de Salo va más allá de anotar goles, el espigado atacante caraqueño forma parte de la diminuta zaga de delanteros que encandilan con luz propia, sin necesidad de asociaciones, Rondón se hidrata en el desierto.

''Salogol'' actualmente hace vida en uno de los equipos con menos promedio de goles en la Liga Premier (West Bromwich) y es el referente en ataque de la selección que ocupa en último escalafón en la tabla clasificatoria Conmebol que entrega cuatro cupos a Rusia 2018. Sin embargo, no ha necesitado portar escudos de alta envergadura para llamar la atención de los críticos.



Su capacidad para desordenar esquemas defensivos es tan amplio que hoy por hoy es considerado como uno de los delanteros más letales de espalda al arco, tanto en Inglaterra como en sudamérica. Pero sus virtudes no quedan ahí, Salomón se ha convertido en un plus para ''la vinotinto'' y el Albion a la hora de defender los balones aéreos y una amenza para sus rivales a la hora de atacarlos. Su corpulencia y buen regate lo convierten en un ''killer'' del juego ofensivo.

Otra de las características de Rondón es su frialdad a la hora de tomar decisiones, su porte de nueve nato y asesino de área no opacan sus ganas de jugar en pro del equipo y no de sus satisfacciones como delantero. No por nada el gladiador criollo es considerado uno de los mejores delanteros naturales de sudamérica, sus buenos dotes de definición a ras de suelo como en las alturas, combinado con su juego colectivo, lo hacen distinto al resto.

Fortaleza aérea en ataque:



Capacidad de recibir de espalda al arco: 



 Constante soledad a la hora del desmarque (WBA):

Publicar un comentario